Fogones a la austriaca

//Fogones a la austriaca

Fogones a la austriaca

Música, vino y pasión para las noches de verano

La vida se moldea con pequeños detalles. La música clásica marca los tiempos en muchas ciudades austriacas, especialmente en verano. Música de cámara, sinfonías, y opera tienen su tiempo. La cocina de este país también tiene su ritmo.


SESPÄTZLE

fogones a la austriaca

Mucho más difícil de escribir que de comer, y desde luego de preparar. El Käsespätzle es un buen, sencillo y contundente plato de pasta con queso, pero con queso a la manera austriaca: abundante y cremoso, cubriendo toda la superficie de nuestro tazón.

La pasta es, sin embargo, un producto específico, unos fideos hechos de harina, huevo y sal que pueden adoptar distintas formas y variedades. Naturalmente, es inevitable el toque de cebolla frita para darle ese toque de fuerza, ideal si vivimos en las montañas de Austria. Después de una buena caminata por la montaña, este plato nos anima a abrir una botella de Marques de Vitoria Reserva. Opción para triunfar y recuperar energías.


WIENER SCHNITZEL

fogones a la austriaca

Algunos dicen que es para los niños, pero es un gran error. Los mayores disfrutamos tanto o más. La principal joya de la corona de la cocina austriaca es un plato accesible para todos, auténticamente universal. Se trata de un jugoso filete de ternera empanado y frito con patatas fritas o ensalada de patatas, pero con un importante y distintivo toque de limón, crema agria o cebolla.

Lo que en España llamaríamos de toda la vida un escalope, pero convertido aquí en una delicia cotidiana con un gran significado afectivo y cultural. Podríamos decir que el Wiener Schinitzel es el plato nacional vienés con todas las de la ley. Esa botella que tenemos de El Niño de Campillo es la excusa perfecta.


WIENER O SALCHICHA VIENESA

fogones a la austriaca

En Austria la salchicha autóctona adopta muchas variedades, formas y sabores. Pero es, en conjunto, un plato nacional delicioso e inevitable. La salchicha hervida de cerdo o vaca se ahúma a baja temperatura y puede servirse sola, con pan o como complemento a cualquier otro plato.

Resulta especialmente sabrosa y tiene una textura y dureza especial en cualquiera de sus variedades con diferentes especias, como la bratwurst (la más popular), la würstchen o la käsekrainer, esta última con queso. Los vieneses la toman con alguno de los vinos blancos locales. Nosotros tenemos una opción mejor con nuestro Portia Verdejo.


Eiernockerl

fogones a la austriaca

Hay algunas recetas que seguro que nos sorprenden. Si además uno de sus componentes es vegetaríano, ampliamos nuestra red de seguidores. Algunos dicen que es el Roast-Beef de huerta por su poderoso sabor. Los Eiernockel son las “albóndigas de huevo” acompañadas del delicioso “spätzle”, que hace las delicias de todos los aficionados a la pasta. A esta mezcla se le añade cebollinos y una ensalada de lechuga. Algunos lo sirven incluso en la misma sartén donde se cocina. Hay que probarlo con una botella de Fortius Blanco Chardonnay.


BUCHTELN

fogones a la austriaca

Dejamos la carne para introducirnos en el apasionante mundo de los dulces austriacos. Este pan azucarado puede estar relleno de mermelada, cuajada o cualquier otra sorpresa azucarada, así como llevar cualquier salsa por encima.

Es necesario dominar la técnica con el horno, así como recurrir a los ingredientes adecuados. Todo lo que sea necesario para que la parte superior quede crujiente y la interior bastante esponjosa (cuidado con usar un pan de levadura decente). No es fácil encontrar un vino para este delicado postre… pero el final de esa copa de Cava Faustino Semiseco es un plan genial.